Fluidos Corporales Femeninos


 

En esta página se presenta información sobre los diferentes fluidos que produce el cuerpo de la mujer durante las actividades sexuales, o que toman parte en estas actividades.

 

Secreciones Vaginales

Del libro The RE/search Guide to Body Fluids
(Guía de Recursos de los Fluidos Corporales) por Paul Spinrad.
Copyright ©1994 by RE/Search Publications
ISBN 0-940642-28-X

"Las secreciones vaginales contienen muchas sustancias, incluyendo sudor, sebo, y secreciones de las glándulas de Bartholin y Skene en la vulva, fluidos endometriales, y oviductales (que cambian con el ciclo menstrual,) mucus cervical, células exfoliadas, y secreciones de las mismas paredes vaginales, que aumentan con la excitación sexual. Todas las secreciones vaginales femeninas incluyen piridina, squalene, urea, ácido acético, ácido láctico, alcoholes complejos (incluyendo el colesterol,) glicoles (incluyendo propilenglicol,) cetonas y aldehídos.

Pero una química más detallada de los ácidos en las secreciones vaginales separa a las mujeres en dos grupos. Todas las mujeres producen ácido acético, pero un tercio de ellas produce también ácidos alifáticos de cadena corta. Los ácidos alifáticos de cadena corta, que incluyen a los ácidos acético, propiónico, isovalérico, isobutírico, propanoico y butanoico, son una clase fuerte de químicos que otras especies de primates producen como señales sexuales olfatorias. Aunque nadie ha demostrado aún el papel de los ácidos en el comportamiento del apareamiento de los seres humanos, algunos investigadores los refieren como “copulinas” y “feromonas humanas.”

Al igual que los ácidos volátiles producidos en la piel, los ácidos alifáticos de la vagina provienen de los procesos metabólicos de las bacterias residentes, que incluyen lactobacilos, estreptococos y estafilococos. En todas las mujeres, el contenido ácido varía con el ciclo menstrual, creciendo desde el día uno después de la menstruación con un pico en el medio del ciclo, justo antes de la ovulación. Sin embargo, las cantidades varían muy dramáticamente en las mujeres productoras de ácido, y un estudio, cuyos autores describen a sus sujetos como “jóvenes, sanos, y miembros de la clase socioeconómica que asiste a la universidad privada,” determinó que las personas podían distinguir confiablemente cambios en los olores de las secreciones vaginales de la mujer productora de ácidos durante el curso de su ciclo, pero no en las no productoras de ácidos."

 

Haga Click sobre cada uno de los cuatro círculos en esta ilustración
para ver las ilustraciones mostrando las fuentes de los fluidos vaginales.

Vaginal Secretion Sources

Del libro A New View of a Woman's Body (Una Nueva Visión del Cuerpo de la Mujer)
Copyright ©1981, The Federation of Feminist Women's Health Centers
Ilustrado Por: Suzann Gage, L Ac, RNC, NP
ISBN 0-9629945-0-2 Pbk.

 

Sebo

Del libro The RE/search Guide to Body Fluids
(Guía de Recursos de los Fluidos Corporales) por Paul Spinrad.
Copyright ©1994 by RE/Search Publications
ISBN 0-940642-28-X

"El sebo, aceite de la piel, actúa para reducir la pérdida de humedad a través de nuestra piel, la protege de infecciones, y la lubrica en las áreas de contacto. También le da al pelo aspecto brillante e impermeable, y ayuda a producir olores. Las glándulas sebáceas se hallan sobre todo el cuerpo, excepto en las palmas de las manos y los pies, y son más grandes y más numerosas en la espalda, cuello, rostro, orejas, genitales, y en la región anal. La mayoría se conecta con folículos pilosos, pero algunas, como las glándulas de Meibomian (en los párpados,) las glándulas de Tyson (en el prepucio,) y las glándulas sebáceas alrededor de los pezones y a lo largo del límite del labio superior, se descargan directamente sobre la superficie de la piel. En algunas personas pueden verse a lo largo del labio como manchitas amarillo pálido, o “Manchas de Fordyce.”

El sebo consiste de 57.5% de glicéridos y ácidos grasos libres, 26% de ésteres de cera, 12% de squalene, 3% de ésteres de colesterol, y 1,5% de colesterol, pero a pesar de su contenido graso-ceroso, la producción de sebo no está relacionada con la ingesta de grasa en la dieta. Sin embargo, está relacionada con los niveles de testosterona y otros andrógenos. Los varones producen más sebo que las mujeres y que los chicos pre-puberales, y los hombres no castrados más que los eunucos. La producción de sebo masculino aumenta cinco veces en la pubertad, causando acné. Pero es interesante señalar que los recién nacidos, secretan sebo al nivel de los adultos durante un breve lapso después de nacer, y que las mujeres secretan grandes cantidades durante el embarazo y la lactancia."

 

Olores Corporales

Del libro The RE/search Guide to Body Fluids
(Guía de Recursos de los Fluidos Corporales) por Paul Spinrad.
Copyright ©1994 by RE/Search Publications
ISBN 0-940642-28-X

"Los olores corporales superficiales provienen de la descomposición microbiana del sudor, sebo, y células de la piel descamadas. Diferentes bacterias digieren estos materiales en diferentes juegos de químicos. Mientras tanto, la mezcla de especies bacterianas varía según las diferentes regiones del cuerpo. Como resultado, las mezclas químicas determinantes del olor producidas en la piel de distintas partes del cuerpo también varían.

"Esencias especialmente fuertes provienen de áreas donde éstas células epiteliales descamadas pueden acumularse, como en el cuero cabelludo, debajo de la uñas de los pies, en el ombligo, y debajo de los prepucios. En estos lugares, las bacterias tienen un banquete, generando abundantes cantidades de odorantes locales."

"Sustancias tales como el esmegma y el queso de los pies, entonces, son una mezcla de secreciones de piel y células muertas, junto con las bacterias que viven de ellas y los productos de desecho con olor a queso, a repollo(*) y a pescadería que producen como resultado."

(*)"Cabbage-y" lo traduje como repollo aunque se refiere a un fuerte olor característico. (N.del T.)

 

Sudor

Del libro The RE/search Guide to Body Fluids
(Guía de Recursos de los Fluidos Corporales) por Paul Spinrad.
Copyright ©1994 by RE/Search Publications
ISBN 0-940642-28-X

"El cuerpo de un adulto contiene de dos a cuatro millones de glándulas sudoríparas, en densidades aproximadas de cien a doscientas por centímetro cuadrado de piel. En conjunto, segregan típicamente de uno a tres cuartos (aprox. uno a tres litros) de transpiración por día, aunque un día de ejercicios en el calor sin tener sed puede hacer transpirar a un cuerpo quince cuartos (14 l.) o más."

"La mayoría de nuestras glándulas sudoríparas son glándulas ecrinas, las glándulas refrigerantes retenedoras de sal, más prevalecientes en la espalda, pecho, cuello, palmas y plantas de los pies. Pero tenemos otra clase más antigua de glándula sudorípara, las glándulas apocrinas, que ayudan a producir esencias usadas para la identificación personal y apareamiento. Estas glándulas se concentran principalmente en las axilas, pero también alrededor de los pezones, genitales, y ano, y como muchos habrán advertido, responden al estrés. El sudor apocrino contiene un olor que recuerda al amizcle (musk,) una sustancia segregada como esencia por los ciervos y otros animales, y usada en perfumes. Esto ha llevado a algunos observadores a destacar que nuestro ritual del baño lava nuestro propio sudor y lo sustituye por el sudor del ciervo. Un experimento llevado a cabo por International Flavors and Fragrances en New York mostró que las mujeres que huelen amizcle desarrollan períodos menstruales más breves, ovulan más seguido, y conciben más fácilmente."

"El sudor apocrino no tiene olor cuando llega a la superficie de la piel, pero inmediatamente es descompuesto por las bacterias, incluyendo al Staphylococcus epidermis (el más abundante,) S. saprophyticus (más abundante en invierno,) S. aureus (más abundante en verano,) Escherichia coli, y varias especies de Corynebacteria, Brevibacteria, Propionibacteria (más abundante en varones,) Enterobacter, Klebsiella, y Proteus. Esta flora genera compuestos como androstenona (olor a "orina vieja",) androstenol (lindo olor "amizclado,") y ácido isovalérico (olor a "chivo".)"

¡Cuidado! A pesar de lo que los avisos nos dicen en la televisión y las revistas, las bacterias presentes en nuestra piel son fundamentalmente beneficiosas. Usar jabones antibacteriales y similares matará no solamente a las bacterias potencialmente peligrosas, sino también a las beneficiosas. Algunos doctores están preocupados que disminuyamos la resistencia a muchas enfermedades si nuestro cuerpo se desacostumbra a luchar contra invasores menos peligrosos. La vulva y la vagina son hogar de un delicado equilibrio entre buenas y malas bacterias, matar a las buenas bacterias aumenta realmente las chances para desarrollar infecciones de hongos, etc. Preste atención a lo que exactamente pone sobre su cuerpo, especialmente en su vulva y vagina. Su cuerpo puede cuidarse muy bien a sí mismo si se le permite.

 

Definiciones

Endometrial: Perteneciente al recubrimiento mucoso del útero. La capa más interna.

Oviductal: Perteneciente a las trompas de Falopio.

Exfoliadas: Células muertas de piel que se han descamado de la superficie de la piel.

Glándulas Sebáceas: Glándulas productoras de aceite que pueblan la superficie de la piel.

Andrógenos: Un grupo de hormonas asociadas con los caracteres sexuales secundarios masculinos.

Descamado: El proceso por el cual se cae la capa más externa de la piel.

Epitelio: La capa exterior de piel que cubre el cuerpo.

Ecrinas: Glándulas que se abren directamente sobre la superficie de la piel.

Apocrinas: Glándulas productoras de aceite que pueblan las áreas del cuerpo cubiertas de pelo; se vuelven activas durante la pubertad. Están localizadas en la base de los folículos pilosos. Son responsables de los fuertes olores asociados con el sudor.

 


Inicio